lunes, septiembre 19, 2005

Nota de intención


Un blog es un emprendimiento individual. No da para hacer una historia de los diarios personales hechos públicos, se lo dejo a alguien que esté falto de ideas para el trabajo práctico, (ahí va una “meme”. Ya hablaremos de memes en otra oportunidad, ese argumento resumante de impotencia). Las notas que puedan dejar al costado son más vale un sistema de mensajería unívoco, así que no moderan siquiera esta función individual.

Por supuesto individual carga con la atmósfera negativa del neoliberalismo y el blog es uno de los avatares de la globalización. Seguramente uno de los objetos virtuales legitimadores para el optimismo cibernético. Optimismo por otra parte, tanto de los rebeldes como de los conservadores. También habrá lugar para ese otro tema más adelante. "Legitimador" implica un aspecto positivo, socializador si se quiere, "real" y esa realidad en general sirve para retroalimentar una falta de crítica al sistema generador.

En todo caso propongo la opción individual retomando su legitimidad más profunda, el de la libertad individual. Ya se que bordea peligrosamente el tema del "genio". Pero el genio no es más que un artefacto de la historia (para hacerla corta).

Ya que es trágicamente individual, quizás la salida del blog sea el lograr ser individual de una manera consciente y radical. Esto no es una consigna, es un proceso lingüístico y mental que espera reverberar en otras mentes. Consciente consciente consciente, radical radical radical… ohmmmmmm…

Aparentemente la realidad demasiado real de esta archi-modernidad nos deja pocas opciones para juzgar la comunicación cada vez que la intentamos. El solipsismo o la ingenuidad... O alternativamente ambas. ¿Doblepensar?

2 comentarios:

SANTOPONTIFICE dijo...

Mira hijo, es importante que cuides las formas porque el señor te esta observando y dado que mi deber es encauzarte por la senda del bien, debo advertirte que tus comentarios herejes manifiestan un espiritu permeable a la posesión demoníaca y sugiero que mires en tu interior y reprimas la blasfemia que no es mas que una invocación del diablo a vivir en nuestros pensamientos y cuerpo. Tu falta de lucidez a la hora de definir conceptos confusos del mas acá solo te conducen a la soberbia ingrata y lamento decir que tu orientación sexual sufre quebrase en cualquier momento. Te recomiendo curación con pasas de uva, no mirarte en el espejo desnudo, no salir al exterior ni mirar televisión, no caminar, ni respirar por alrededor de 2 días. De esta forma verás que todas tus inquietudes se disiparán dado que el señor es benevolo y su fuerza, infinita...

SANTO PONTIFICE

Anónimo dijo...

¡Aguante Santopontifice!